Los signos del zodíaco y cómo son en el amor

Si hablamos de amor, cada signo zodiacal, dependiendo de si es hombre o mujer, presenta unos rasgos determinados en su personalidad.

corazon de flores 300x225 Los signos del zodíaco y cómo son en el amor



Cómo es Aries en el amor(signo de fuego (acción)

Impulsivo, dinámico inquieto. Necesitado de resultados rápidos. Pionero, quiere ser siempre primero. Posee mucha energía psíquica y física y siempre está emprendiendo algo. Ambicioso, fuertemente inclinado a lo material. Independiente, valiente. Vive en el presente.
En las mujeres, predomina la agresividad y la creatividad. No aparecen como muy reflexivos.
En la sexualidad, los arrianos son apasionados y hasta violentos. Pueden enojarse pero no guardan rencor.
Defectos principales: de mal genio, intolerantes e impacientes. Suelen ser muy ansiosos.
Tienen toda la fuerza del fuego de Marte, pero en el camino, se interesan por otra cosa. Suelen tomar la iniciativa -aún sexualmente- pero no son constantes.

Cómo es Tauro en el amor

Conservador, práctico. Constante. Da seguridad y la solicita. Paciente. Fuerte para resistir. Mucho método. Sentido práctico de todas las cosas. Es lento y tiene resistencias a todo lo novedoso. No olvida jamás ninguna experiencia. Su regente es Venus, que lo vuelve perezoso. También por Venus, tiene un gran sentido estético, pero sobre cosas concretas.
Afecto al lujo, al confort, a la buena mesa. Tanto hombres o mujeres, son sensibles a la estética y el cuidado en la vida sexual, aunque es posesivo y muy conciente del poder que tiene el sexo.
Defectos principales: sumamente tercos, obstinados, rutinarios y resentidos si lo contradicen. “rumiador”.

Cómo es Géminis en el amor

Inquieto, muy ansioso. Necesitado de información, pero se queda en la superficie. Razona sus sentimientos y emociona cuando los relata. Propenso -en su vida sexual- a experimentar temores a “la próxima vez”. Tiene un exceso de fantasías y es muy conversador. Son personas extremadamente mutables (a la mañana dicen una cosa y a la tarde o noche, lo opuesto). Son personas rápidas y astutas. Le agradan los viajes cortos y de mucho movimiento. Capta las cosas rápidamente. Muy ágil con las manos y pies.
Es inconstante en el amor. Hombres “donjuanes”, mujeres indecisas, extremadamente variables y que pueden jugar “a dos puntas”
Defectos principales: extrema superficialidad. Posee dos caras, es difuso y no se define fácilmente. Falta de concentración. Es charlatán.

Cómo es Cáncer  en el amor

Sensible, emotivo y fluctuante. Muy cambiante de humor. Si algo lo hiere, no se entera nadie, pero no lo olvida jamás. Perceptivo, imaginativo, nostálgico. Muy aferrado al pasado y sus ancestros. Absorbente. “Duro por fuera y frágil por dentro”.
Muy necesitado de seguridad y por eso, tiene fuerte sentido del ahorro. En el amor es sensible y romántico. Mucho instinto de protección. Suele ser posesivo.
Defectos principales: susceptibles, quisquillosos. Se ofenden con facilidad. Caprichosos, tímidos. Aduladores y pueriles. Muy aferrados a la familia y al pasado.
Si son hombres, parecen “muy machos”, pero en realidad, se estremecen todo por dentro. Si son mujeres, parecen “sargentonas o gritonas”, pero tienen un gran sentido de la sensibilidad por los otros, fácilmente con movibles.

Cómo es Leo en el amor

Gran capacidad de mando y organización. No inicia, sino organiza. Se sienten “reyes del universo”. Mandan y ordenan naturalmente. Son “el corazón” que rige los sentimientos. Por naturaleza, es líder. Muy aplomado (a diferencia de Aries). Le agradan las cosas “a lo grande”. Fuerte sentido dramático tipo “escena”. Bondadoso, generoso y demostrativo. Le agrada que lo sirvan. En el amor es sensual, con sentimientos fuertes y sinceros. Necesita el aplauso, es orgulloso y busca ser “el centro”.
Defectos principales: dogmático, fijos en sus opiniones, ostentosos, intolerantes. Dominantes y demasiado festivos.

Cómo es Virgo en el amor

Analiza todo. Trabajo “conmigo mismo”. Distante, frío, que no se involucra. Demasiado racional. Meticuloso, con miedo a integrarse. Miedo al ridículo. Busca en el otro lo perfecto. Perfeccionista de hábitos prolijos. Tendencia a la hipocondría.
Metódico, ordenado, por momentos obsesivo. Muy inseguro. Muy aferrado a lo práctico.
En el amor es refinado, modesto, convencional. Puede aferrarse a los pequeños detalles, de allí la frecuencia en algunas personas del signo, en las para filias (perversiones)
Defectos principales: astuto, siempre con dudas. Sin descanso para trabajar. Hipocondríaco. Típico paciente de clínicos y psiquiatras. Temor a la enfermedad y la pobreza.

Cómo es Libra en el amor

Urgencia en complementarse. Busca el equilibrio. Simpático, comunicativo. Horror por las disputas y por el odio. Se trastorna por estar en un ambiente hostil o de discordia. Tendencia a la comodidad. Busca lo agradable y armonioso. Tiende a oscilar, a tener dudas y a estar influenciado por los otros.
En el amor, es conciente de los defectos de su pareja, pero no pelea para no perturbar. Elegante, sentimental, romántico, con necesidad de adaptarse a las circunstancias.
Defectos principales: dependiente, perezoso. Indolente. Lento, por momentos frívolo. “dejado llevar por la corriente”. Muy apegado al confort.

Cómo es Escorpio en el amor

Es el único signo de agua, donde el manejo emocional y el racional, se igualan. Es drástico: “o blanco o negro”. Son profundos o penetrantes, como rayos x. especial para descubrir mentiras. La fuerza es el silencio o la sexualidad. Puede ser poco elástico. Cuando suelta el aguijón, “da en el blanco”. Puede ser cruel y vengativo. Renace de las cenizas, se transforma, busca el poder. Plutón rige el infierno: son profundos pero se sabe muy poco de ellos. Pone pasión en todo, tiene magnetismo, mirada penetrante.
En el amor es apasionado y terriblemente celoso. Orgulloso y polemista nato.
Defectos principales: destructivo, sarcástico. Vengativo, implacable y resentido.

Cómo es Sagitario en el amor

Búsqueda de elevación espiritual. “allí donde está sagitario, estará aquello que da sentido a mi vida”. Es racional, quiere comprender todo, pero una vez que comprende, lo archiva, se desprende de él. Fe y confianza en sí mismo. Realiza muchísimos viajes largos de diferente naturaleza. Busca espacio, libertad, elevación, oportunidad. Generoso, jovial, idealista. Ágil mentalmente, tolo lo racionaliza.
No tiene apegos, no es posesivo. Optimista, creyente y religioso.
En el amor es ardiente, pero desea ser libre. Puede postergar los compromisos matrimoniales.
Defectos principales: impulsividad, rebeldía. Extravagante, exagerado. Moralista por momentos, fanfarrón.

Cómo es Capricornio en el amor

Saturno es el gran ordenador. Estructurado, metódico. Disciplinado. Exigente. Inflexible. Le cuesta expresar lo que siente. Caliente por dentro y frío por fuera. Quiere status, ambiciona. Le parece ridículo pedir afecto. Práctico. Gran concentración y laboriosidad. Concreto, poco soñador. Toma ideas preexistentes y les da utilidad. Serio.
En el amor, desea estar seguro.
Defectos principales: actitud muy utilitaria y materialista. Egoísmo, crueldad, insensibilidad. Puede, por economía, ser pobre y miserable. “acomodaticio” para conseguir sus objetivos.

Cómo es Acuario en el amor

Sentido de universalidad. Muy humanitario, pero individual. No desea invadir. Rompe todas las estructuras nuevas. Es fijo en la inestabilidad. Todo en el universo muta. Defiende utopías. Tiene capacidad de captación y saber. Chispazos de genialidad. Excéntricos y rebeldes. La libertad, es una urgencia. Contactos humanos, más que prácticos. Revolucionarios.
En el amor es apasionado, comunicativo, pero con ansia de libertad.
Defectos principales: obstinación, terquedad, demasiado utópico. Agitador, fantasioso, prototípico del insatisfecho.

Cómo es Piscis en el amor

Sensible, amable. Servicial. Se sacrifica para servir a los demás. Receptivo, sutil, imaginativo. Se conmueve hasta las lágrimas. “está en las nubes”. Mucha confusión de pensamiento. Aspectos siniestros de los planetas. Hacen un “servicio sacrificado”. “servir o sufrir”. No necesita que le demuestren nada (“yo creo”) hay permanentes escapes de la realidad concreta. En el amor, actúa como una “esponja psíquica”.
Defectos principales: blando, indeciso. Confuso, engañador, vicioso. Suele engañar a los demás.

Comentarios (1)

Trackback URL | Feed RSS comentarios

  1. Paqui dice:

    me gusta este tema, creo que puede ayudarme

Dejar un comentario